El Valor de la Palabra:Bulin Fernández presentó su segundo libro en el aniversario de Esquel

El dirigente político Raúl Bulin Fernández presentó este viernes su segundo libro titulado «El Valor de la Palabra» en el marco del 105° aniversario de la ciudad de Esquel, lugar donde nació hace 46 años.

En el Centro Cultural Melipal tuvo lugar el acontecimiento donde el periodista Luis Llevilao tuvo a su cargo la parte de presentación de este trabajo que resume una serie de columnas políticas escritas durante todo el año 2010 en los portales de internet elcomodorense.com, ahorachubut.com, diario Jornada y el programa radial Sábados de Radio que se emite por Nacional Esquel; señaló que «este político y periodista vocacional ha plasmado una vez más un escrito que refleja una opinión sobre la realidad política chubutense generando, por diferentes medios, la posibilidad de que quien lo lea o lo escuche pueda pensar, opinar o desarrollar su propio pensamiento al respecto».

Citando la frase de «tener un hijo, plantar un árbol y escribir un libro» que le permitió a Llevilao rescatar sus diferentes posibilidades de creación y los porqué de cada una de ellas, remarcó que «desde Martí, el poeta y padre de la revolución cubana; hasta las escrituras bíblicas, dan cuenta de la relevancia que tiene el escrito y con ello la valorización de la palabra como método comunicacional y vínculo entre las personas».

El periodista hizo mención a tres hacedores de la cultura del libro de Esquel, Juan Carlos Coralini, Juan Wienner y José Pepe Montero Lacasa, al remarcar que «tuve la oportunidad de conocerlos y aprender de ellos la importancia de las bibliotecas en sus hogares, como un método de crecer intelectualmente, de aportar a los demás y generar una construcción colectiva en la sociedad para que sea una herramienta clave en cualquier transformación».

«Más allá de cualquier consideración, que ustedes pueden mejorar a partir de la lectura del libro, este Valor de la Palabra suma posibilidades de ese crecimiento porque no duda en expresar un pensamiento valorable» remarcó al leer diferentes párrafos de estas columnas.

ESCLAVO DE MIS PALABRAS

A su turno el autor del material señaló que «he entremesclado dos de mis pasiones: la política y el periorismo, y por ello aclaro que no esperen objetividad al leerlo sino un punto de vista, una opinión sobre temas de la vida política e institucional de nuestra provincia, por lo que considero debo comenzar agradeciendo a quienes, como Cacho Massacese allá por el año 84, me han brindado la posibilidad de despertar este tipo de vocación».

El ex Vice Ministro coordinador del Chubut señaló que «siendo esclavo de mis palabras que lo prefiero a dueño de mis silencios, he fijado una posición en diferentes temas como forma de encender el debate y la opinión, con respeto, para una sociedad que necesita crecer desde lo cultural, lo intelectual y educacional partiendo de la base que todos sabemos un poquito de muy pocas cosas y que siempre tenemos alguien al lado de quien seguir aprendiendo».

Bulin Fernández remarcó que «el valor de la palabra consiste en saber que es una herramienta fundamental para encontrar métodos y formas que, recatando valores sociales y principios culturales, podemos construir una sociedad más equitativa, más justa y con un mayor desarrollo solidario en todo sentido».

«La idea central, porque los medios hoy lo permiten, es generar el espacio para que el otro opine y diga la que piensa logrando sumar voluntades y crecimiento del espacio que hemos elegido para vivir. Asi construiremos en el dia a dia un lugar mucho mejor» remarcó.

Por su dedicatoria al periodista desaparecido Rodolfo Walsh hizo incapié en que «sin duda es un ejemplo de defender, hasta con su vida, su pensamiento y dejar el ejemplo para quienes ejercen el periodismo en sus diferentes ámbitos, comprendiendo que si la censura es abominable, la auto sensura es triste y dolorosa. Necesitamos mayor compromiso de quienes comunican, de aquellos que forman opinión social para que la verdad de cada hecho, de cada situación, aún de diferentes ópticas, llegue al receptor de manera inmediata para tomar decisiones».

El Valor de la palabra tendrá un fin solidario por cuanto lo recaudado de su venta está íntegramente destinado a la Asociación cooperadora del Hospital Zonal Esquel por que «son un grupo de mujeres maravillosas que han puesto tiempo, dinero, afecto y mucho corazón a su sociedad a través de una forma solidaria para que no solo nos curemos de la salud, sino tambien del alma con su ejemplo» señaló el autor.

Finalmente, a modo de agradecimiento, Bulin Fernández hizo entrega de dos ejemplares para un «amigo de la escuela, de esos que siempre están y nunca fallan pese a las distancias, como Gustavo Sambanca» y también para la hermana melliza de su madre ya desaparecida «mi tía Lucy, la réplica de mi viejita» remarcó.