Conarpesa formalizó ante el Gobierno y los trabajadores su compromiso de revertir despidos

Luego del encuentro mantenido en Buenos Aires, durante

Se firmó hoy en Rawson un acta acuerdo por el cual la empresa se compromete a retrotraer la situación al 12 de diciembre. También habrá capacitaciones y compromiso de presentismo.

Luego del encuentro mantenido  en Buenos Aires, durante el cual la empresa Conarpesa se comprometió a retrotraer la situación al estado previo al 12 de diciembre, hoy se formalizó este compromiso a partir de la firma de un acta acuerdo.

De esta manera, luego de las negociaciones encabezadas por el Gobierno Provincial con la participación del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, se revierte el despido de 115 empleados de la pesquera y se abre el camino para diversas iniciativas de capacitación y mejora de la productividad.

Participaron de la firma del acta Luis Novoa y Hugo Perrone por la empresa Conarpesa S.A.; por el Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación (STIA), el titular Luis Nuñez; el secretario gremial José Luis Molina y los delegados de la planta, Osvaldo González, Ariel Campos y David Lemee, en presencia del ministro de Agricultura Ganadería Bosques y Pesca de la Provincia, Pedro Zudaire; el director general de la Subsecretaría de Pesca, Héctor Rojas; el subsecretario de Trabajo de la Provincia, Fabián López, y el delegado regional de Puerto Madryn de la Secretaría de Trabajo, Raúl Fourgeaux.

Entre los principales puntos del acuerdo está el compromiso de Conarpesa de dejar sin efecto los despidos que dieron origen al conflicto, garantizando que “los trabajadores que se reincorporan a sus tareas habituales, al finalizar su licencia anual reglamentaria, percibirán los haberes previstos en el Convenio Colectivo de Trabajo de la actividad”.

Además, el acta determina que la empresa se compromete a desarrollar tareas de capacitación laboral en clasificación de langostinos, en la medida que exista materia prima suficiente, a 30 trabajadores por turno con el fin de que puedan incrementar el nivel de salarios al ser promovidos de categoría.

Los capacitadores funcionarán como apoyo a los clasificadores y serán designados por la empresa, mientras que la actividad será financiada por la Secretaría de Pesca de la Nación.

En otro apartado, el acuerdo establece que: “La empresa, en virtud de la delicada situación económica que atraviesa y ante el problema que significa el alto ausentismo que presenta el personal dependiente, en lo sucesivo no va a tolerar que los trabajadores incurran en faltas injustificadas. En tales casos, se procederá a tomar las medidas que correspondan, incluyendo el despido en los supuestos que así lo amerite”.

Finalmente, el acta acuerdo asegura que “la representación sindical presta conformidad con los puntos señalados por la empresa, por lo cual desisten de llevar a cabo cualquier tipo de medida de acción directa que se vincule con los motivos que originaron el presente conflicto”.

Un marco de apoyo y diálogo

El ministro Pedro Zudaire estuvo presente en la firma del acta y señaló que “según las declaraciones del titular de Conarpesa, la empresa estaba seriamente afectada en su rentabilidad por el ausentismo y la productividad. De manera que, pudiendo saldar estas dos variables problemáticas, se puede garantizar la continuidad del trabajo, de la pesca y de la provisión de materia prima para que las plantas en tierra puedan funcionar con normalidad”.

Asimismo, Zudaire comentó que el Gobierno Provincial continuará trabajando conjuntamente con el Gobierno Nacional para lograr una apertura de nuevos mercados para los productos de la pesca.

En ese sentido, el ministro destacó las gestiones del gobernador Martín Buzzi y del ministro Norberto Yauhar y recordó que “en el marco de la última cumbre del Mercosur que se realizó en Brasil, la presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, se reunió con su par de dicho país, Dilma Rousseff, y  fruto de ese encuentro  se logró la habilitación formal para la exportación de un primer cupo de langostinos congelados en tierra, cuya cantidad en esta oportunidad alcanza las cinco mil toneladas”.

“Eso -continuó Zudaire- va a ser un oxígeno para el trabajo que están realizando en las plantas pesqueras de nuestra zona, ya que podrán comenzar a exportar nuestros productos a nuevos mercados”.

Finalmente, el ministro de Agricultura, Ganadería, Bosques y Pesca destacó que “en rasgos generales lo que se pretende es crear un marco de apoyo y diálogo, para que fundamentalmente se pueda garantizar la continuidad laboral y el normal desarrollo de  los programas de producción que tienen las plantas pesqueras en tierra de la provincia”.